domingo, noviembre 09, 2008

Ser Artista En Honduras

Si no es fácil ganarse la vida como artista en ningún país del mundo, sobra decir que no es fácil hacerlo en Honduras. He escuchado las quejas de los artistas en los países mas desarrollados del planeta y cualquiera se sorprendería por el parecido a las que se escuchan en los nuestros; Tomar la decisión de dedicarse al arte e intentar vivir del mismo en una sociedad como la nuestra es atreverse a romper esquemas y prejuicios y librar una difícil batalla contra la indiferencia. La difusión cultural y formación artística no aparece en el horizonte de las prioridades de un país como el nuestro. Hoy en día, las dificultades y esfuerzo que vemos atravieza una comunidad por que se le instale una posta policial puede ser una medida del esfuerzo que requiere crear un pequeño centro cultural.


Sin Título, obra de Santos Arzú Quioto.

foto cortesía: Fundación Noritz Gurdian

Vivimos en un país donde el arte no es algo por lo cual se nos enseña a tener respeto desde pequeños. Una amiga quedó impresionada cuando en un museo de París, vio que una maestra recorría con sus párvulos los cuadros de Picasso y les preguntaba que veían en ellos; “Como no nos van a llevar años luz de ventaja en apreciación de arte” me decía, “si desde pequeños los ponen a descifrar a Picasso”. Como resultado de la poca conciencia artística que hay en el sistema educativo, es muy difícil todavía en nuestro medio que la gente conciba a quien se dedique al arte como un profesional. Otro amigo me contaba como hace unos diez años, una oficial de inmigración no le permitía escribir como profesión “actor” en un documento, alegando que “esa no era una profesión”; Mi amigo tiene una Maestría en Actuación y Teatro de una universidad sudamericana. Quisiera creer que hoy eso no sucedería.


El Actor y Dramaturgo Felipe Acosta en la obra "Mea Culpa" foto cortesía Teatro Bambú :

La batalla es cuesta arriba si sumamos a esto la carencia de espacios para expresarse. El crear resulta de una necesidad de manifestarse y el que no existan estos espacios y recursos resulta en frustración. Somos tierra fértil para creadores frustrados.



Danza Contemporánea : Isadora Paz y Lempira Jaen en "La Pluma de Plomo"

Si en nuestro país algunos de nosotros, cantantes, pintores, bailarines, teatristas y escritores podemos vivir modestamente de lo que hacemos, tengan la seguridad de que no es porque al lanzarnos a este mar consideramos que esto era algo que nos proveería grandes ganancias. En mi caso particular, tampoco es porque soñara con estadios de fans enloquecidos (¡ojo que no estaría nada mal!)


El Escritor Julio Escoto Presentando su novela "El Génesis de Santa Cariba"
foto cortesia de Minima Palabra HN.

Seguimos en el camino, porque hemos logrado por nuestra cuenta y perseverancia de muchos años, crear una base importante de seguidores y apoyo dentro y fuera del país.

Nosotros mismos a veces nos hemos preguntado a medio camino el porque insistimos en dedicarnos a esto en un país como el nuestro. Quizás nos gana la seguridad de saber que para esto hemos sido puestos sobre la tierra y que seríamos mal agradecidos con nuestras parcelitas de talento si no nos dedicáramos a cultivarlas.


Actividad del Colectivo "Arteacción

foto cortesía de : arteaccion: cultura en movimiento

Muchos artistas hacen buen arte pero no pueden vivir de hacerlo. No es lo mismo ser artista que vivir de ser artista. En nuestro país hay una diferencia radical entre esas dos situaciones. Una buena parte de nuestros mejores artistas no vive de serlo. No es fácil insistir en vivir del arte y caminar con el espíritu en alto por sus difíciles senderos. Muchos no han soportado los obstáculos y han decidido marcharse lejos. A veces a sufrir como eternos desconocidos a otros países o a encontrar en ellos el reconocimiento que nunca habrían recibido en su tierra.




"Eclipse de Pájaro" de Armando Lara
foto cortesía de: Galería Valanti

¿Que nos espera? Debemos acostumbrarnos a la idea de que los gobiernos que están por venir, no van a aportar cambios significativos con respecto a la difusión y desarrollo del arte y la cultura aún con la lejana probabilidad de que aparezcan ministros capaces y con buenas intenciones. A estas alturas podemos esperar mas bien que los presupuestos para la cultura sean menores que los actuales. "El buen dia se ve desde el amanecer" dice un dicho y si lo aplicamos al gobierno que estamos por elegir habría que buscar con lupa la mención de la cultura en la vorágine de discursos de los nuevos candidatos.

"Mas Cuentos" Obra de Teatro La Fragua

Foto cortesia de: Teatro La Fragua,

De manera que está en nuestras manos, en los que creemos en la cultura como parte fundamental del desarrollo, apoyar y ayudar a crear espacios para la misma. Por mas modesta que sea la actividad, cada poeta debe ser organizador de una lectura de poesía, cada pintor de una exposición y cada músico de un concierto. Si somos creadores, la realidad nos obliga a crear nuestros espacios, e inventar recursos. Sin dejar de exigir a los gobiernos mejores presupuestos y programas, debemos desechar esa actitud de quejarnos y esperar a que llegue el famoso "apoyo".

Bienvenidos los programas y recursos que provean los gobiernos pero debemos tomar en cuenta que la base de cualquier actividad cultural debemos ser los mismos artistas. No debemos esperar que estos espacios los hagan “otros”. Mientras luchamos por que se den esos cambios, nosotros mismos debemos ser nuestro mejor Ministerio de Cultura.

-Guillermo Anderson

4 comentarios:

Carola Guifarro dijo...

Sí que es difícil ser artista, pero también sé que tenemos muy pocas oportunidades y no hay que desaprovecharlas. La verdad siempre sale a la luz, en lo partícular para mí Guillermo Anderson es uno de los representantes más dignos de nuestra música. me siento orgullosa de que personas como tú busquen hacer mucho por su país, cuando la mayoría no desea un poco de su tierra. A todos los talentos no decaigan. Siempre hay una luz al final del túnel.

Cristina VR dijo...

Totalmente cierto!

Y yo pienso, que ningún artista debe desistir en hacer su trabajo, aunque sea duro. La verdad es, que somos muchos los que disfrutamos y admiramos su trabajo, y por dicha, cada vez somos más. Si ustedes los artistas siguen ahí, siempre habrá quiénes quieran conocerlos y quienes quieran que otros también los conozcan.

Saludos! :)

Mario Alexis dijo...

Guillermo tus palabras estan llenas de sabiduría nostalgica, puesto que todo lo que bien mencionas en este blog es verídico, es complicado ser artista en tu tierra, se necesita amar mucho el arte que profesas y mantenerte fiel a él, aun a pesar que a veces no exista eco que valore el arte, sea la forma concebida en que halla nacido.
Gracias a Dios en nuestra tierra hay talentos como tu que nos devuelven las esperanzas y nos hacen sentir orgullosos de ser Hondureños.
Agradezco de antemano tu visita a mi espacio virtual, tu comentario es una huella de calidad que le dió significado a mi dia.
Saludos y un abrazo hermano a la distancia!!!

Anónimo dijo...

guillermo es un afortunado de poder ir a esos lugares inimajinables por uno ..me encataria poder hacer esos viajes por la honduras desconocida y ayudar a tanta gente que sufre las consecuencias de la pobreza ..pero la felicidad de estar tan libres de este mundo tan sucio y miserable ,que hermoso blog,me senti tan identificada siempre quiero ayudar los demas y ahora tengo una razon mas para poder ir a la mosquitia..amo a honduras a mi pais que es hermoso .melissa sarmiento .