Artista Compositor y Cantante (Honduras)

Artista Compositor y Cantante (Honduras)

lunes, diciembre 11, 2006

En Minas de Oro, Comayagua, Honduras

Fotos: Guillermo Anderson

A veces no importan mucho las exigencias técnicas, como es el caso de mi reciente concierto a voz y guitarra en la Plaza del pueblo de Minas de Oro, Comayagua, Honduras. A veces lo importante es estar allí con la gente y tratar de entender y escuchar sus inquietudes, luchas y sueños.


A la bonita comunidad de Minas de Oro, me llevó la Sociedad de Periodistas Ambientalistas de Honduras (APAH), que tiene varios años de informar al pueblo de Honduras y de denunciar muchas situaciones que ponen en peligro la salud y el medio ambiente de muchas comunidades del pais.




La riqueza y belleza natural que rodea Minas de Oro, sus valiosas fuentes de agua y la salud de sus habitantes corren peligro por el proyecto de una minera que pretende explotar el oro con el sistema de minería a cielo abierto. El sistema, a diferencia de la forma antigua de hacerlo de manera subterránea, barre con el bosque y todo lo que encuentra en la superficie para sustraer el oro además de amenazar con contaminar las fuentes de agua.


Liderada por la incansable Periodista Dolores Valenzuela, la AHPA, reunió en la plaza de Minas de Oro a muchos habitantes de las aldeas y caseríos cercanos que, informados de lo que significa el daños que podría ocasionar la minera, se han pronunciado en contra de ella y a favor del bosque, sus fuentes de agua y su forma de vida.






Al acercarnos a Minas de Oro, nos encontramos con el paisaje hermoso que rodeaba antes de la brutal deforestación a la mayoría de los pueblos del interior de nuestro país. Es alentador encontrarse todavía con la frescura del pinar, con distintas variedades de aves y nidos de oropéndola. Aqui es buena señal encontrarse todavía con quebradas de agua transparente.

En la Plaza de Minas de Oro


Fundado en 1820, Minas de Oro es un lugar acogedor. En estos lugares siempre me acompaña una especie de nostalgia de lo que no viví y me imagino lo bonito que debe haber sido crecer en un lugar tan hermoso como este; Desde la plaza puedo ver los cerros que rodean el pueblo y me imagino los bosques todavía mas verdes y tupidos, la plaza mas sencilla sin el pavimento de las cuatro calles a su entorno, mas caballos y burritos en las calles y el clima aún mas fresco que el de la mañana en que estamos allí. Trato de pensar en los recuerdos de los que ya no viven aquí; su añoranzas. Los personajes del pueblo con sus dichos, sus apodos y sus historias, los aromas de las flores y el del café tostándose en las cocinas.

Un momento para el café y las rosquillas con los miembros de la Asociación Hondureña de Periodistas Ambientalistas y sus familias . Al centro, de sombrero, la Periodista Dolores Valenzuela.

Finalmente pienso que el esfuerzo que hace esta importante organización que me trajo y los campesinos que llenan la plaza, son para mantener una forma de vida digna, la misma que llena los recuerdos de la gente que creció aquí. Porque aquí están todavía el niño que pasa montado en su burrito llevando leña, la Señora amable que mira desde la ventana la conmoción en la plaza, el Señor que me saluda y me cuenta que hoy tempranito bajó caminando “de aquel cerro que se ve allá”, los patios con flores y árboles frutales y la callecita empedrada . Allí está en la Plaza todavía un amate generoso con su sombra .


Tiene que haber una forma mas digna de vivir sin que por sustraer una onza de oro se asesine un hermoso pinar , sin que se envenene la quebrada cristalina, sin que desaparezcan las pías , las oropéndolas y sus nidos. Sin que se pierdan los cafetales.




Una forma de vivir mas digna para que el Señor que hoy cantó en las plaza antes que yo, vuelva a hacer canciones de amor a su paisaje y a su gente y no canciones que piden que una minera con nombre de lápida los deje vivir con dignidad.

********************************************************

Agradecimientos: A la Asociación de periodistas Ambientalistas de Honduras (APAH)
Especialmente a Dolores Valenzuela por enseñarme caminos y por ser ejemplo de honestidad, amor y claridad para todos nosotros. Al pueblo de minas de Oro y a los moradores de las aldeas y caseríos cercanos por su cariño.


Mas Acerca de La Mineria en Minas de Oro, Comayagua,Honduras
http://desarrollo.ecoportal.net/content/view/full/21467

Crónicas de Otros lugares de Honduras visitados por Guillermo :
En Busca de la Musica de La Mosquitia Hondureña

Concierto En El Fuerte de San Fernando de Omoa

8 comentarios:

Peter dijo...

Un relato lleno de humanidad.

Pablo Morales Q. dijo...

Pregunta para Guillermo Anderson:

Le ruego si es tan amable me aclare lo siguiente. Ayer compré algunos de sus discos aquí donde resido, en San José. Una de las canciones que más me impactó fue "Te soñaba", qería preguntarle si es una canción de amor para una mujer o si más bien es una canción para uno de sus hijos.
Porque mientras mi esposa y yo la escuchábamos sentíamos una ternura inmensa pensando en nuestro bebé de tres meses. Lo soñamos mucho y su canción, Guillermo, puso en poesía nuestro sentimiento.

Muchas gracias por la música que nos acompañará esta navidad de un modo diferente. Sus discos serán nuestros villancicos.

Anónimo dijo...

Mis respetos para un artista completo.

Erick Romero dijo...

Hola Guillermo...
Bueno antes que nada gracias por este espacio en donde podemos conocer mejor tus vivencias y pensamientos y eso que de alguna manera es lo que te inspira dia a dia para escribir tus canciones.
te animo pues, porque se que no es facil, gracias por hacernos parte de tus sueños y dar el paso a buscar una centro america mas unida...
De minas de oro lindo pueblo donde tengo muy buenos amigos, y en donde por cuestiones de trabajo visite mucho... interesante saber por experiencia propia y tus comentarios como nuestra region y pueblo nos puede enamorar tan facilmente... adelante gran guillermo que queda mucho por sembrar en nuestro pais...

feliz navidad y feliz año nuevo

Anónimo dijo...

Hola Guillermo, gracias por esa visita que hiciste a nuestro terruño, parece que te gustó. Lastima que nos la perdimos, así como nos perdemos cada feria patronal porque el tiempo y las condiciones nos obligaron a emigrar.

Aun mantenemos ese aprecio por nuestro pueblo, y cuando podemos hacemos tiempo para visitarlo, mientras tanto, lo miramos en la web.

www.minasdeoro.info

Anónimo dijo...

Gracias por la visita a ese bello e inolvidable pueblo, Naci en eso hermoso pueblo que Dios nos regalo y espero asi lo vamos a conservar; y si es posible hacerlo mejor y no vamos a permitir que nadie nos valla a destruir un relago de nuestro creador, nuevamente gracias y sabemos que contamos con contigo para luchar por la conservacion de este pueblo

Ivannia Villalobos dijo...

Sin lugar a dudas. Grande es tu labor Guillermo!, grande la labor de todos los miembros de la Asociación Hondureña de Periodistas Ambientalistas!

Esto nos recuerda que antes de profesionales de la comunicación o de la música somos seres humanos, hijos de la tierra.

Felicitaciones a todos esos periodistas que entendieron bien su labor de comunicadores sociales.

Rosa dijo...

Que nostalgia Guillermo!tengo lagrimas en mis ojos al leer sus relatos, verdaderamente Honduras es unica! Extrano mi tierra y anoro ir pronto por alla,
Es usted un tesoro hondureno!
Que Dios le de mas vida para que nos siga deleitando con sus composiciones.
desde Phoenix,Arizona (totalmente lo opuesto a Honduras, muy seco)